Recreo: El catecismo y mi crush en la televisión.

Cuando era morrito mi mamá me obligaba ir a catecismo, que no es otra cosa que ir a leer el nuevo testamento (la versión aburrida y family-friendly de la biblia) para luego discutir las enseñanzas de la misma, todo con el poco interés que puede tener un mocoso que ya empezaba en la química a esa edad.

Cuando yo le dije a mi mamá que no creía en Dios y que prefería quedarme en casa viendo caricaturas parecía que le hubiese confesado homosexualidad o algo así, me convertí en un hereje y así siguió por algunos años más, tuve que acabar el catecismo y acabar la confirmación, como quien dice soy un católico con todo el papeleo en orden, incluso si hoy soy un blasfemo de mierda.

Ir a catecismo a huevo es algo que te puede dejar muchos traumas. Imagina que tu hijo te dice que no le gusta la panocha, puro pito. Luego como padre con serios problemas obligas a tu hijo a salir con mujeres, lo obligas a chupar panocha y a coger con mujeres solo porque quieres salvar su alma del infierno. La religión forzada se siente igual, es como si te estuvieran violando, más si eres un niño con la mínima capacidad para cuestionarte si era verdad aquello de los peces y el pan, lo de los pinches leprosos, agua en vino y la chingada.

No se necesita ser un niño muy inteligente para darse cuenta que la vida culera que has vivido hasta ese momento hubiese sido más fácil y bella si don vergas en las nubes hubiese chascado los dedos y te hubiese mandado un portafolio con un millón de dólares, si no te hubiese quitado un riñón o si simplemente hubiese hecho algo de eso que tanto presume en sus textos, pero como ya dije: hay un Dios que todo lo ve pero que todo lo ignora.

Y bueno, ¿la imagen qué tiene que ver?, la chica de la imagen es nada más y nada menos que Gretchen de la caricatura recreo. Es oficialmente una de las primeras morritas de caricatura que fue mi crush, lo suficiente para alguien de su edad y algo que no me duró toda la vida como para convertirme en un otaku todo puñetón que se mata a pajas con el anime.

Gretchen era una morrita maravillosa que usaba lentes, era inteligente, adoraba las matemáticas y la ciencia en general, recuerdo que si los malandros con los que se juntaba le llegaban a corregir algo en sus matemáticas se ponía paranoica y empezaba a hiperventilar, todo un personaje con una gran personalidad.

Gretchen es el tipo de morrita que todavía me gusta en la actualidad, no me parece justo que yo no pudiese ver a Gretchen los sábados por la mañana en el canal 7 (que en realidad salía en el 11) sólo porque tenía que ir a puto catecismo a convivir con morras que hoy no son ni la mitad de lo que era Gretchen a su corta edad.

No sé, vi una publicación de esta caricatura y se me vino a la mente lo mucho que odio el catecismo, a Diosito y todo lo que te meten a huevo cuando eres niño.

Ojalá mi hijo pueda quedarse en casa a buscar su Gretchen y pueda amarla en secreto sin que ninguna divinidad venga a quitarle a su crush caricaturesco ni a obligarlo a levantarse de la cama a horas poco sanas los fines de semana

Pinche catecismo genera más personas como yo que las que logra reclutar al club.

Deberían replantear seriamente su sistema…

Gretchen Grundler | Wiki Recreo | Fandom

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s