Yo iba a ser papá.

Resultado de imagen para bebé

¿Les conté de cuando casi fui papá?, he estado pensando mucho eso…

El otro día un amigo cercano vino a mi muy selecto whatsapp a decirme que estaba muy feliz pues ya iba a ser tío. A lo que tuve que decirle de forma amigable que era un pendejo y que no sentía absolutamente nada por su felicidad, y claro, que yo no podía celebrar algo como eso pues no tenía esa clase de sentimientos sobre el nacimiento de otro ser humano.

Obvio la cosa no quedó allí, no me es suficiente aplastar la felicidad ajena, todavía la tengo que cuestionar. Le tuve que hacer ciertas preguntas estilo: “¿Y qué vas a hacer si el niño sale todo pendejo?”, porque eso es algo cierto, es una probabilidad. Total, estuvimos divagando un poco, obvio él es un arrogante megalómano de mierda y aceptó que en su concepción de lo que conlleva engendrar una vida, él debía dar a luz a un hijo que le duplicara el IQ, algo en lo que estoy completamente de acuerdo. No pudo haber hecho comentario más inteligente, total, por algo es mi amigo. Lo gracioso es que su novia no es tan inteligente que digamos, así que buena suerte con ello.

Si no puedes tener un hijo más inteligente que tú, fracasaste como ser humano. Suena feo, pero es el riesgo que debes de tomar a la hora de andar rellenando de leche a cualquier pendeja, o lo tomas o lo dejas.

No es que me desagraden los niños, los que me conocen saben que los niños para mí no tienen ningún valor hasta que empiezan a hablar y desarrollan una personalidad, es en ese momento en el que realmente empiezan a ser personas. Antes de eso sólo son bultos de carne cuyo potencial es muy dudoso. El problema es que una vez que inician ya nadie los para, y para mi mala suerte el 99.98% de los niños va a formar parte del grupo de los pendejos y no del grupo de personas que me interesan. He allí mi “odio” por los niños que no es odio por los niños, sino odio por los pendejos, del cual tu hijo muy probable forme parte. Sí, yo sé que lo amas, yo sé que se ve bien bonito jugando con su osito, pero va a ser un pendejo, te guste o no…

Pero volviendo al tema, obviamente uno de mis mayores miedos es tener un hijo y que me salga todo pendejo. Ya sea que tenga síndrome de down, autismo, retraso o incluso que salga con un IQ promedio, todas esas ideas me aterran y más de una vez me han quitado el sueño. No me veo con un hijo normal, no me veo cuidando a un hijo con down, no me veo intentando comprender a un hijo autista, simplemente no me veo, y no me veré…

Yo había leído hace años un estudio en el que supuestamente “demostraban” que la inteligencia era heredada por la madre, tengo mis dudas… Como sea, cuando leí eso me quedé con la idea arraigada de que debía conseguirle una madre inteligente a mi futuro hijo, sobretodo para aumentar la probabilidad de que no fuera un pendejo que quiera estudiar medicina o que sea un pendejo que hacer stream de juegos, puto miedo.

Tanta fue mi obsesión en su momento, que cuando tenía 19 años le dije a mi novia que necesitaba hacerle un hijo ya, me tomó varias semanas a tomar esa decisión, pero no hubo otra alternativa. Según mis cálculos ella estaba en su edad más fértil y no había mejor momento. Yo sé que más de una mujer se puede “ondear” sobre una propuesta así, pero mi ex era mucho más inteligente que yo y podía hablar cosas como estas sin miedo a ser juzgado o que pensara que estaba loco, total, ella también lo estaba (y mucho, hija de su puta madre).

Ella me manifestó que su miedo a ser madre era el mismo, quería tener un hijo pero le daba miedo que saliera pendejo o enfermo de algo, yo le dije que debíamos tenerlo porque las probabilidades de volver a tener una pareja con las mismas cualidades era muy baja, tanto para ella como para mí. Ella aceptó y acordamos tenerlo cuando ella terminara la carrera. Se me hizo una idea pendeja, ella estudiaba letras españolas, ¿qué puto futuro había o cómo afectaba eso a la ecuación?, no lo hacía, pero era su útero, tenía que respetar su decisión.

Hablamos muchas cosas, como se iba a llamar, qué tenía que leer para ser como nosotros, sobre si tenía que ir a la escuela o si no iba a ir, etc.

Fue una época bonita porque yo iba a ser papá de la tercera visita de Jesucristo a la tierra (yo fui la segunda), sin embargo, es obvio que nunca lo tuvimos. Primero que nada porque la relación terminó por causas de fuerza mayor a nosotros, la locura se apoderó de ella y toda la relación se fue al carajo. Son los peligros de meterte con mujeres más inteligentes que tú, alucinan cosas, se auto mutilan o asesinan, son los riesgos de ser así, ella tenía todo el paquete.

Eso me hizo enojar en su momento, la culera se fue con el útero donde iba a crecer mi hijo. Yo no soy de esos que se enojan y hacen berrinches tipo “como extraño cogerme a esa vieja”, los que me conocen saben que disfruto más masturbándome y viéndome al espejo que metiéndosela a una mujer. No es un comentario misógino, pero pues es obvio que desde mi sana perspectiva valgo más que cualquier otro ser humano, pendejo el que no se puede ver a sí mismo de dicha manera.

Como sea, eso me acomplejó muchos años, y el miedo ha vuelto por culpa de mi amigo pendejo. Tanto así que anoche me puse bien pedo y tuve que mandar mensajes a un chingo de viejas para decirles si querían tener un hijo conmigo, el problema es que en mi peda no analicé que obviamente eso es mal visto por las personas promedio y que obviamente ninguna de ellas es como mi ex.

Unas me dijeron pendejo, loco y otras aceptaron, pero sólo para que me las cogiera, no porque realmente quieran darme un hijo. Y aunque cualquier pinche muerto de hambre se las cogería en una situación como la mía, lo cierto es que yo no, soy un se etéreo que abandonó los placeres de la carne hace ya tiempo.

Necesito liberarme de estas ideas, porque puedo llegar a hacer una pendejada sólo para tener al hijo perfecto que me fue arrebatado de las manos. Y me da mucho miedo que me termine conformando con una pinche vieja de ojos bonitos o buenos sentimientos, yo no quiero a un ser humano, yo quiero cogerme a una mujer mitad humano mitad computadora, no me importa que esté loca, lo que me importa es la forma sensual en la que su material genético encaja con el mío.

Tengo tantas tormentas en estos vasos de agua… Ayuda 😦

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s